MÁXIMAS Y MÍNIMAS POLÍTICAS

MÁXIMAS Y MÍNIMAS POLÍTICAS

Fernando Curiel

 

Si se me urgiera una fórmula de las tendencias de los últimos años, digamos del cardenismo genuino (1934-1940), al presente, las reducirá a las siguientes: Blablaísmo, contra blablaísmo, neo blablaísmo, post contra blablaísmo, hiper blablaísmo.

 

 

1

En México, salvo reelección, punto constitucional que ni solicitado ni rogado, veo posible en el escenario inmediato, los estilos personales de gobernar (estridencia o discreción, formas de dar “el Grito” o encarnar a la Patria, ignorar o apropiarse de la Historia), pasan a la postre de largo; la clase política, acomodaticia y rapaz, divorciada de la ideología, no.

Foto: Tomada de https://news.culturacolectiva.com/mexico/vivas-amlo-grito-independencia-zocalo-fiestas-patrias/, consultada el 20 de septiembre de 2019.

 

2

Se habla, también en nuestro país, de “transición”, ya no sólo de alternancia. Cuando, en realidad, de haberlos, los signos de cambio, atañen en exclusiva a la alternancia. Para que ocurra, la transición debe tocar el fondo, primero político (el gobierno y sus modos), después social. Y no toda transición apareja grandeza. En la Alemania de los 30 del pasado siglo, alternancia y transición, fructificaron en el advenimiento letal, tras el fracaso de la República de Weimar, de un Estado Totalitario y una Sociedad objetiva, mayoritariamente, Nazi.

Foto: Tomada de https://news.culturacolectiva.com/mexico/escudos-heroes-luces-tricolor-asi-luce-el-zocalo-de-cdmx/, consultada el 20 de septiembre de 2019.

 

3

Si se me urgiera una fórmula de las tendencias de los últimos años, digamos del cardenismo genuino (1934-1940), al presente, las reducirá a las siguientes: Blablaísmo, contra blablaísmo, neo blablaísmo, post contra blablaísmo, hiper blablaísmo. En tanto el poder político muta a partidocracia y de aquí a voraz clase política; el poder económico sigue donde estaba, y la industria de la conciencia (instrucción inapelable del habla, los sentimientos y el pensar), queda en manos de los medios de comunicación mercantiles, ante la impotencia del Estado y el ocasional contrapeso de la Universidad Nacional Autónoma de México.

foto: 3. Tomada de https://noticieros.televisa.com/ultimas-noticias/luces-tricolores-adornan-zocalo-cdmx-fiestas-patrias/, consultada el 20 de septiembre de 2019.

 

4

Los siglos XX y XXI mexicanos, carecen de otra agenda social que no sea la destilada por su Revolución. Deudora, qué duda cabe, de la Independencia y de la Reforma.

Foto: Tomada de https://noticieros.televisa.com/historia/fiestas-patrias-cdmx-15-septiembre-comida-conciertos-pirotecnia/, consultada el 20 de septiembre de 2019. 

5

La Historia suele obsesionar al poder. Pensemos en México y, que, en efecto, alternancia y transición han sido consumadas. Dos tesis opuestas, enemigas diría, se alzan. La de un solo hombre, providencial, iluminado, hombre de la situación; y la colectiva de un conjunto de agentes y de agencias empeñadas en el cambio estructural. Haga sus apuestas.

Foto: Tomada de https://www.jorgevargas.com.mx/archivo/20090918/827.htm, consultada el 20 de septiembre de 2019.

6

Como ocurre con la ropa, el poder queda al político que ni mandado a hacer; o grande o chico; o de plano ni a la medida, ni tallas grande o tallas chico, simplemente fuera de lugar.

Foto: Tomada de https://www.proceso.com.mx/308510/protesta-une-a-cientos-de-universitarios-marchan-de-estela-de-luz-al-angel, consultada el 20 de septiembre de 2019.

7

Propaganda non presta lo que naturaleza non da.

 

8

Legar. Legar a la Patria, a la Ciudad, o al propio caudal. Porfirio Díaz, culminó, sin sentido de justicia social, es cierto, inclinando la balanza del lado del capital, el propósito modernizador que aparejó la Restauración de la República; construyó, entre otras obras emblemáticas capitalinas, el Monumento a la Independencia (dejando inconclusos los Palacios de las Bellas Artes, Legislativo y de Comunicaciones); y, probo, juarista, no se enriqueció a la mala. Obregón, indirectamente, legó su menhir Art Noveau en La Bombilla, lugar del crimen. Lázaro Cárdenas, PEMEX (igual de, a posteriori, manoseado como “El Ángel). Alemán, las nupcias negocios-política, a Telesistema Mexicano y a Golden Acapulco. Ruiz Cortines al dominó escuela de la política. López Mateos a la Olimpiada de 1968 y al Libro de Texto Gratuito. Salinas una estela de sueños primermundistas rotos, si son ciertos los rumores el Nobel a Paz, y larga estela de corrupción. Zedillo, la calculada derrota del PRI, nuestro “politburó”, y el camino para llegarle a los “head hunters” gabachos (sigue en 9).

 

9

Fox, aquella podrida esperanza, la redención, con San Francisco del Rincón (Spa, Hotel Boutique, albercas, Centro de Convenciones), de un pasado empresarial signado por el fracaso. Calderón, dos caricaturas, la de la Estela de Luz y la de su mudanza en “soldadito” (véase numeral 6). Peña Nieto, corrupción, corrupción, corrupción, corrupción; y si no una banda presidencial, la conducción de una banda de facinerosos. Y la maldición del “Nuevo PRI” con gobernadores forajidos como los de Veracruz, Chihuahua y Quintana Roo. Y está (que arde), la Noche Nazi de Iguala.

Foto: Tomada de http://ksheratto.blogspot.com/2014/05/rosario-robles-discriminatoria-y.html, consultada el 20 de septiembre de 2019.

10

Sin violencia social no hay Transformación que valga. No del tipo de la Independencia, de la Reforma, de la Revolución.

 

11

Donde corrupción hubo indicios quedan.

 

12

Política. Arte de reír al último.

 

 

 

Deja un comentario