Tesla, anarquía eléctrica.

Nikola Tesla, el más querido y renegado de los científicos, un artista de las ciencias “naturales”., excéntrico alquimista.

Varios sabemos la romántica historia de cómo este niño de campo descubrió a temprana edad la electricidad cuando acariciaba a su gato y sintió su manita electrificada al frotar con el pelaje de la bestia, desde ese momento ya se cocinaba su destino… Su fascinación por electricidad continuó observando tormentas eléctricas y platicando con su inteligentísima madre, inventora improvisada sin estudio alguno.

Siempre he pensado de los científicos son artistas dementes, ejemplos fatales como Einstein y Leonardo., pero Tesla fue anarquista. Poco le interesaba lucrar, al contrario., nuestro amigo deseaba magnetizar al planeta entero por bajo ó ningún costo, lo que fue altamente recriminado por negociantes del gremio como Edison y Westinhouse…

Vaya vaya todo esto ya es historia, misma que se cuenta con más ó menos misterio., ya será de cada quien adoptar a este maravilloso enigma humano, Tesla., quien es sensiblemente interpretado en esta “bio pic” por Ethan Hawke.

Una cinematográfica de lenguaje teatral muy acertada, tiempos intermitentes (pasado, futuro, pasado, presente,etc) y la hermosísima presencia física y narrativa de Anne Morgan interpretada por Eve Hewson, quien como dato curioso es hija (en la vida real) de don señor Bono del grupo irlandés U2.

Recomiendo mucho esta película sumamente elegante y atinada, véala en cine con bozal ó ilegalmente en su computadora, vale mucho la pena, dirigida y escrita por
Michael Almereyda.

L.F.

Deja un comentario