OJO EN LA PAJA AJENA

OJO EN LA PAJA AJENA

(Horrible publicidad horripilante)

 

Claudio Acevedo

 

Propincuo follower:

Con argumentos quizá no faltos de razón, pero sí de inventiva, The Economist de Londres, se mete sin que lo llamen en la olla de grillos de la contienda electoral mexicana.

Como si a las orillas del Támesis el comportamiento de la otrora íntegra, más, heroica BBC, no tuviera cola que le pisen con el asunto de aquella tendenciosa entrevista a la Princesa Diana que para muchos condujo a la tragedia automovilística en el Puente del Alma en la capital gala.

Asunto que está removiendo las de por sí agitadas aguas en el seno de la Casa Real, con la Reina Isabel II de toda mi admiración estrenando viudez, el Príncipe Carlos que me mata de aburrimiento viendo como se le pasa el tiempo de reinar, y un nieto que ha defeccionado para caer un día sí y otro también en el engañoso mundo del “show biz”.

¿No ofrecía mejor tema para The Economist el reportaje a fondo de cómo los cárteles en sus ramificadas ramas, la delincuencia organizada en las suyas, van desmantelando al Estado, proceso del que la matazón de candidatos es mero fruto?

Yo digo que sí.

Imagino que al igual que a usted, soplo de esperanza me resulta que andamos a un pelito del verde, en el semáforo fabricado por el otro López, Gattel.

Aunque mi perro Moro y mi bicicleta Vicky dejan de deprimirse por contar con más libertad de movimiento, les comen las ansias.

Paseamos más que antes, es verdad. Pero esperamos el banderazo de salida.

No lo distraigo más. Sólo le comparto el palmito de la argentina Evangelica Anderson, modelo y actriz. Que la verdad ignoro si ya cayó en las redes de la plataforma OnlyFans, que la está armando, y de la que me ocuparé próximamente.

Buena semana, follower.

 

Deja un comentario